¿Puedo hacerme un blanqueamiento dental?

Tonos de blanqueamiento dental

Aunque el esmalte de nuestros dientes es una de las partes más duras y resistentes de nuestro cuerpo, es frecuente que, con el tiempo, vaya oscureciéndose.

Este cambio de la tonalidad del diente puede darse como consecuencia natural del envejecimiento o bien por culpa de una higiene oral deficiente, consumir determinados alimentos o medicamentos, un exceso de flúor, alguna patología genética, etc.

El blanqueamiento dental es uno de los tratamientos de estética dental que más realizamos en nuestra clínica dental de Huesca. Su principal objetivo es mejorar la estética de la dentadura y aclarar varios tonos del esmalte de forma rápida e indolora y conseguir una sonrisa blanca y radiante.

Aunque el blanqueamiento es un tratamiento mínimamente invasivo, hay algunos casos en los que no está del todo recomendado por las circunstancias en las que se pueda encontrar la salud bucodental del paciente.

 

Antes-después del blanqueamiento dental

 

Casos en los que no se recomienda realizar un blanqueamiento dental

El primer paso a realizar en este tratamiento siempre es una revisión previa del estado de salud de los dientes y encías del paciente.

De esta forma se comprueba si se puede llevar a cabo el blanqueamiento o es necesario solventar primero algún problema de salud. Los casos en los que no está recomendado el blanqueamiento son los siguientes:

  • Tener hipersensibilidad dental. La sensibilidad dental después del tratamiento es uno de los efectos secundarios más frecuentes. Las molestias podrían ser mayores si padeces hipersensibilidad dental antes de comenzar con este tratamiento, aunque hoy en día existen técnicas efectivas para solucionarlas.
  • Ser menor de 18-16 años. Realizar este tipo de tratamientos antes de que la dentadura y los nervios dentales estén del todo desarrollados puede tener algo de riesgo, algo que no ocurre aproximadamente hasta la mayoría de edad.
  • Padecer gingivitis o periodontitis. La aplicación del gel necesario para realizar el blanqueamiento puede dañar las encías si estas se encuentran infectadas por una enfermedad periodontal.
  • Tener una caries o un diente mal endodonciado. En estos casos el gel podría infiltrarse a través de la cavidad, alcanzar la pulpa y provocar mayor sensibilidad dental.
  • Llevar ortodoncia. Aunque no hay contraindicaciones de riesgo en este caso, te recomendamos que te realices el blanqueamiento una vez finalices tu tratamiento de ortodoncia.

Puedes realizarte un blanqueamiento dental llevando carillas o coronas, pero tienes que saber que el agente blanqueador no cambiará el color de su superficie; consulta con tu dentista tus dudas y expectativas antes de iniciar el tratamiento.

Ahora que has comprobado si eres apto para realizarte un blanqueamiento dental, ¿estás listo para modificar el aspecto de tu sonrisa? ¡Visita nuestra clínica dental en Huesca! Uno de nuestros odontólogos comentará contigo los detalles para poder ofrecerte el mejor tratamiento.

Llámanos

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies